El email marketing se reconstruye

Aceptación, honradez y transparencia.
El correo electrónico está lejos de estar muerto – nuevas regulaciones y sanciones drásticas para la protección de datos en 2018.

Podemos imaginarnos al email como el gato de Schrödinger. Ambos están muertos y vivos al mismo tiempo. Lo que apenas puedes imaginar en el caso del gato es la triste realidad de los emails. A menudo se trata de una muerte anunciada, pero de alguna manera todavía está ahí. A continuación, echamos un vistazo al pasado, presente y futuro del email.

Si eres de aquellos de los que dudan de que el email esté vivo y coleando, imagínate por ejemplo, ser incapaz de acceder a tu bandeja de entrada durante una semana. Si sólo pensar en ello no te pone al menos un poco nervioso, perteneces a un tipo muy especial de persona. ¿Aún no estás convencido? Entonces, tal vez te ayuden algunos números: actualmente hay 3.700 millones de usuarios de correo electrónico en todo el mundo, que envían y reciben más de 269.000 millones de correos electrónicos al día.

Y exactamente ahí está el problema del email. A principios del siglo XXI, los emails entrantes eran tan importantes, que existían inventos como el PC Mascot, un pequeño pájaro de plástico que, conectado al PC, anunciaba la llegada de correos agitando sus alas. El pobre pájaro estaría sobreestimulado estos días, y su dueño estaría casi exclusivamente ocupado editando su bandeja de entrada. La increíble cantidad de correos entrantes llama la atención de los expertos, que predicen, no solo un cambio de estrategia basada en redes sociales y apps de mensajería, sino el fin del email marketing.

Pero todavía hay muchas buenas razones para seguir usando el email, y éstos continuarán siendo enviados y recibidos durante muchos años. El email marketing es una parte importante del mix del online marketing. Costos comparativamente bajos y un alto nivel de aceptación por parte de los clientes, hacen del email una herramienta de marketing ideal. Pero hay una parte negativa. Tus mensajes solo llegarán a tus clientes cuando el email sea entregado. La entregabilidad es, por tanto, un criterio muy importante en las campañas de correo, ya que está directamente conectado con el éxito de la campaña. Muy pocos expertos en marketing están dispuestos a invertir tiempo o dinero en la entregabilidad de sus campañas de email. Debería ser exactamente el caso contrario. Muy a menudo, los riesgos asociados con la entregabilidad, son desconocidos o ignorados en el email marketing. En 2012, Spamhaus, uno de los proveedores de listas negras más respetados, bloqueó un gran número de comercios por enviar emails a spam traps. Los spam traps son direcciones de email detrás de las cuales no hay ninguna persona, sino una compañía (en este caso Spamhaus), las cuales no están suscritas a ningún newsletter, por lo que al recibir emails promocionales, los remitentes son incluidos inmediatamente en la lista negra.

Esto no solo reduce la entregabilidad, sino que también daña la reputación del remitente. Los remitentes de correos electrónicos en masa deben tener cuidado de enviar correos solo a direcciones que han dado su consentimiento explícito de ser incluidas en la lista de correo.
A partir del próximo mayo, hay otra importante razón por la que los remitentes de envíos de correos masivos tienen que analizar detenidamente sus listas de correo. Con la entrada en vigor del nuevo Reglamento General de Protección de Datos de la Unión Europea (GDPR), los remitentes de correos se enfrentan a penas muy severas de hasta millones de euros por la violación de la norma. El GDPR establece que el consentimiento del destinatario ha de ser voluntario, activo, explícito e independiente de otras declaraciones. El procedimiento de double-opt-in ha demostrado ser efectivo, ya que el usuario, cuando se suscribe a un newsletter, tiene que declarar su confirmación haciendo clic en un link enviado por email.

En general, la honestidad y transparencia juegan un papel muy importante en el email marketing, no solo en términos de legislación. Los remitentes de correos electrónicos promocionales, se arriesgan a perder su buena reputación. Como ya se mencionó anteriormente, muchos Proveedores de Servicios de Internet (ISPs) como Yahoo, 1&1 o AOL no suelen entregar los correos de remitentes con mala reputación, por lo que, si no le temes a las sanciones de la GDPR, al menos deberías preocuparte por tu reputación.
Conclusión: Sé honesto, cumple con la ley y ten cuidado de no perder tu reputación. Trata a tus destinatarios como te gustaría que te trataran a ti. Con estas normas, el correo electrónico también jugará un papel importante en tus campañas de marketing durante mucho tiempo.

La Certified Senders Alliance (CSA) es un Proyecto de listas blancas lanzado por parte de Eco – Asociación Alemana de la Industria de Internet. Aquellos que cumplen con los criterios legales y técnicos de la CSA y usan su certificación, actúan con seguridad y se benefician de una buena reputación y alga capacidad de entrega en sus envíos.

La CSA también es el promotor y organizador de la CSA Summit 2018, que se celebrará del 18 al 20 de abril en Frankfurt am Main. El evento, que durará tres días, se centrará en la entregabilidad de correos electrónicos y la nueva legislación europea de protección de datos, entre otros temas. Además, por supuesto, se hablará sobre el futuro del correo electrónico.

Puede encontrar más información sobre el programa y registro en: https://summit.certified-senders.eu/

Contacte con nosotros